Muere en Costa Rica uno de los mayores poseedores de Bitcoin a nivel mundial

Publicado

Muere Mircea Popescu, uno de los hombres más ricos del ecosistema criptográfico tras haberse ahogado en sus vacaciones en Costa Rica. El rumano era reconocido por ser uno de los poseedores individuales con más monedas de bitcoin en su poder y de igual manera uno de los pioneros de bitcoin a nivel mundial.

Según informes, la muerte de Popescu ocurrió cuando salió a nadar en la mañana, siendo su cuerpo hallado en la localidad de «Playa Hermosa» tras haber sido arrastrado por la marea. El «criptomillonario» no registra actividad desde el 23 de junio del presente año; es así que la muerte de Mircea Popescu representa una importante pérdida para el mundo criptográfico y para el selecto grupo de pioneros de esta tecnología.

De igual manera según medios como el New York Post señalan que la fortuna de Popescu (estimada en dos billones de dólares), podría quedar perdida. Esto debido a que nadie conoce las claves de las llaves privadas a las cuáles están vinculados dichos criptoactivos. Por consiguiente, una vez más los entusiastas, pioneros, escépticos y holders de las criptos se encuentran ante uno de los dichos y encrucijadas más populares en el ecositema criptográfico: «Not your keys, not your crypto».

«Not your keys, not your crypto», tiene un mensaje claro y escalofriante a la vez. Este consiste en que los criptoactivos pertenecen a quien controla la llave privada a la cual estos se encuentran vinculados. Dicho esto, hago énfasis al término controlar, esto debido a que por desgracia todavía no existe un concepto de «propiedad digital» que nos asegure y resguarde ese derecho de gozar y disponer esos bienes, que en este caso de tratan de activos digitales.

Traduciré esto mediante un cotidiano caso que estoy seguro que a muchos les sucede a diario: perder un billete. Supongamos que voy en el transporte público y alguien me roba mi cartera llena de billetes provenientes de la quincena que acababa de recibir. En esencia podríamos decir que esos billetes siguen siendo míos ¿no?; sin embargo el hecho de no tenerlos en mi posesión significa que ya no los podré usar, gastar o inclusive recuperar. Mientras que por el otro lado el que los robó sí, ya que se encuentran en su poder y por ende en su posesión.

Es así que por más que a muchos (no todos) entusiastas de las criptos y de la tecnología blockchain no les agrade vincular las leyes y restricciones con el ecosistema; me temo que en este caso tendré que partir desde un punto de vista jurídico y examinar si la transferencia de un activo virtual representa la posesión o la propiedad del mismo.

Invito a pensar una, dos o más veces a todos los holders que leen esto, si en realidad se consideran dueños de sus criptoactivos. ¿Los pueden tomar como suyos? Digo esto, considerando el hecho de que si por alguna razón llegaran a hackear a su proveedor que presta servicio de hot wallet, si enviaran a una dirección incorrecta sus satoshis, hackearan el exchange que utilizan o esperemos y no pase, fallecieran sin dejar a un tercero el conocimiento de sus llaves. ¿Seguirían siendo suyos?, ¿Son los criptoactivos sujetos a un proceso sucesorio?

Culmino esta reflexión jurídica con algunos planteamientos de Rafael Rojina Villegas, un reconocido autor y referente del derecho civil que define y diferencia al derecho de propiedad con la posesión de la siguiente manera:

Propiedad:

1.- Un poder que se ejerce de forma directa e inmediata.

2.- Un poder oponible a un sujeto pasivo universal, por virtud de una relación que se origina entre el propietario y un sujeto pasivo universal.

3.- El derecho de propiedad implica un poder jurídico directo sobre la cosa para aprovecharla totalmente.

Posesión:

Rojina Villegas define a la posesión como una relación o estado de hecho, que confiere a una persona el poder exclusivo de retener una cosa para ejecutar actos materiales de aprovechamiento, animus domini. Siendo así que este poder físico puede derivar de un derecho real, personal o no reconocer la existencia de derecho alguno.

Dejaré esto a criterio de ustedes queridos lectores y daré pie para finalizar este artículo nombrando uno de los ejemplos más trascendentales de este dicho o mantra que perturba el sueño y comodidad de cualquier entusiasta e inversionista de las criptomonedas en general.

Caso Quadriga CX

Quadriga CX era un exchange de criptodivisas canadiense que fue desarrollado por Gerald Cotten. El éxito de Quadriga CX llegó al grado de convertirse en la mayor plataforma de cambio de criptomonedas en Canadá, contando con fondos de hasta 190 millones de dólares en su custodia. Todo parecía ir bien hasta la desafortunada muerte del fundador Gerald Cotten el 9 de diciembre de 2018; la cual implicó la total pérdida de esos 190 millones de dólares, esto debido a que el único en conocer las llaves privadas era el propio Cotten.

Esto dejó a más de 76 mil usuarios en una situación complicada y llena de frustración e incertidumbre que con los precios de bitcoin a día de hoy, estoy seguro que sientan peor a sus clientes.

Al igual que el caso Quadriga CX, desafortunadamente existen muchos que hasta a día de hoy siguen sin solucionar. Por decir unos ejemplos, tenemos el caso MtGox y PlexCoin.

HTML tutorial

Esta publicación es solo para suscriptores

Esta publicación es solo para suscriptores

Prueba 15 días Gratis
Please enter CoinGecko Free Api Key to get this plugin works.

Copyright © 2023 DIAFINTECH 

Logotipo-whatsapp

“ Esta página web utiliza cookies propias y de terceros para fines funcionales (permitir lanavegación web), para optimizar la navegación y personalizarla según tus preferencias asícomo para mostrarte publicidad en base a tu perfil de navegación (p.e páginas visitadas). Si pulsas ACEPTAR, aceptas todas las cookies. Conoce nuestro aviso de privacidad