Masificación del dinero electrónico en China

Publicado

El dinero es una herramienta que se ha encargado de fungir a lo largo de la historia como «una solución mucho más eficaz y materializada a través de un único instrumento de cambio, para que todos canjeen sus bienes por el mismo». (Saifedean Ammous). En resumidas cuentas es lo que dota a un bien como instrumento de cambio ampliamente aceptado. En este sentido es preciso mencionar que a lo largo de la historia, nuestra economía ha adoptado diversas figuras como dinero; tales como las conchas, piedras de Rai en las islas Yap, las famosas cuencas de vidrio aggry en África Occidental, el famoso patrón oro y la desafortunada impresión de papeles no aparejados con el oro de 1971.

Es así que a día de hoy estamos ante un inminente cambio digital en todos los aspectos, sectores y modalidades o en este caso del papel a un token. Dicho esto, el dinero no es una excepción y China tampoco…

A día de hoy el gigante asiático cuenta con dos factores esenciales que impulsan este cambio y adopción: la población china es la más bancarizada del mundo (79% del total dispone de cuentas o cajas de ahorro); y más del 80% de los usuarios de internet usan smartphones como mecanismo de intercomunicación. Por consiguiente estamos hablando a día de hoy lo que sería un país en el que la tercera parte se mueve sin recurrir al dinero en efectivo y que se estima que los pagos digitales cubrirían más de los dos tercios del consumo para 2030.

¿Cómo sucedió esto?

La adopción digital se ha llevado de una manera impresionante en China; esto considerando que en 2013, sólo el 29% de la población contaba con internet y smartphones. Fue así que el gobierno chino mediante programas, puso presión a los bancos a crear infraestructura de acceso en el medio rural y así bancarizar personas en ese medio con el fin de crear mecanismos efectivos para la distribución de pagos digitales. Así que para 2020, China ya constaba con más del 80% de usuarios con internet y cifras en comercio electrónico de 750,000 millones de dólares (más que EEUU) en 2016.

Cabe mencionar que el año pasado, el Banco Central de China lanzó la primera criptomoneda emitida por un banco central en el mundo. Siendo así China, el primer país en dar un paso adelante en este cambio y revolución digital.

Contrario a Europa, las empresas de comercio electrónico comenzaron a crear sus propios instrumentos de pago para así facilitar la mayor participación y adopción de esta modalidad. Entre estos modelos exitosos, la famosa empresa Alibaba se encuentra como el caso de mayor relevancia hasta el día de hoy, hablamos de Ant Financial o mejor conocida como Alipay.

Jack Ma, fundador de Alibaba

Un rasgo distintivo del comercio electrónico en China, fue la implementación de un proceso que consta de dos fases. Este proceso, tenía la finalidad de generar confianza para los consumidores mediante un fideicomiso; otorgando el control al comprador de liberar el pago hasta haber recibido de manera satisfactoria el producto. Dicho esto, podemos resumir que cada vez que alguien compra algo en línea y paga con Alipay, el monto de la compra es sustraído de la cuenta del pagador y se deposita en el fideicomiso para así dar seguimiento a la debida entrega y transacción del negocio.

Ant Financial, el mounstro de la industria de tecnología financiera cuya valorización se estima en los 150.000 millones de dólares. Esto superando con creces el valor conjunto de Santander y BBVA.

En el año 2008, Ant Financial lanzó su servicio de pago de servicios públicos Alipay. Esto dio una gran apertura en su adopción al apoyar el agua, electricidad, el carbón, las comunicaciones y otras contribuciones en Shanghai. Fue así que posteriormente en 2009 se anunció su servicio de pago móvil y así presentar el innovador «pago rápido». Esto mejorando en gran medida la tasa de éxito del pago, sentando bases para la actual era de pagos digitales y pasar a ser la fintech más grande del mundo.

Cabe mencionar que la empresa nació en el año 2004 bajo el nombre de Alipay pero fue hasta en octubre del 2014 que fue fundada por este nombre. Esto con la finalidad de tener cuatro áreas de enfoque: Alipay para pagos de dinero electrónico, Ant Fortune para administración de activos a través del móvil, Mybank como un banco puramente digital, y Sesame Credit como un servicio de score para datos transaccionales. Esta transformación los llevó a convertirse en una empresa con más de 700 millones de usuarios activos y más de 8 trillones de dólares en volumen de operación.

A día de hoy Ant Financial no se ha conformado con clientes de China, pues se estima que un tercio de sus clientes se encuentran fuera del país donde sus pagos son aceptados en 175,000 ubicaciones. Con el fin de extender su mercado, Alipay se encuentra cerrando acuerdos con bancos en India, Europa y Estados Unidos. Será cuestión de tiempo para verlos en México…

HTML tutorial

Esta publicación es solo para suscriptores

Esta publicación es solo para suscriptores

Prueba 15 días Gratis
Please enter CoinGecko Free Api Key to get this plugin works.

Copyright © 2023 DIAFINTECH 

Logotipo-whatsapp

“ Esta página web utiliza cookies propias y de terceros para fines funcionales (permitir lanavegación web), para optimizar la navegación y personalizarla según tus preferencias asícomo para mostrarte publicidad en base a tu perfil de navegación (p.e páginas visitadas). Si pulsas ACEPTAR, aceptas todas las cookies. Conoce nuestro aviso de privacidad